Consumo eléctrico de electrodomésticos

Autor   

Consumo eléctrico de electrodomésticos

El aumento anual del coste de la electricidad hace que los usuarios piensen en métodos para controlar el consumo y formas de ahorrar. Las instrucciones para cualquier tecnología indican la potencia del dispositivo. Sin embargo, este es un valor promedio y puede variar dependiendo de algunos factores.

Cuantos más electrodomésticos uses en tu hogar, mayores serán tus costos de energía. Te mostramos cómo calcular el gasto de cada aparato electrodoméstico de tu hogar y cómo ahorrar en energía con cada uno de ellos.

Nevera

Si te preguntas qué electrodoméstico consumen más energía, la nevera es la primera en la lista. Este aparato funciona durante todo el día. El consumo real de energía de la nevera se calcula en función de la clasificación internacional de eficiencia energética de los electrodomésticos. Este parámetro se indica con una letra por orden alfabético, empezando por la clasificación de A++, donde menor será el uso de electricidad.

La clasificación de eficiencia energética de los electrodomésticos es la siguiente:

  1. A ++ – la clase más alta con el máximo ahorro de energía. El consumo de electricidad es del 30 por ciento del valor estándar;
  2. A + – consumo de energía – 30-42% del valor estándar.
  3. A – consumo de energía – 42-55% del valor estándar.
  4. B – consumo de energía – 55-75% del valor estándar.
  5. С – consumo de energía – 75-90% del valor estándar.
  6. D – consumo de energía – 90-100% del valor estándar.
  7. E – consumo de energía – 100-110% del valor estándar.
  8. F – consumo de energía – 110-125% del valor estándar.

Pero, tal y cómo indica FENIE, el parámetro de eficiencia energética es muy promedio. Dado que la cantidad de electricidad consumida por la nevera está influenciada por su modo de funcionamiento, la carga de trabajo y el número de puertas.

Las instrucciones de la nevera indican la clase de eficiencia energética y la cantidad de electricidad consumida por hora.

El consumo anual de energía de una nevera corresponde a 220-460 kW. Es imposible obtener un resultado exacto para una tabla de consumo de electricidad por día o mes simplemente dividiendo este valor., porque el consumo de energía está influenciado por una serie de factores, como la capacidad de congelación, la temperatura ambiente, el nivel de llenado de alimentos.

Para reducir el consumo de energía de la nevera es necesario usar el aparato correctamente, como: no dejar el espacio interno vacío cuando está encendido, no abrir la puerta durante mucho tiempo, no poner comida caliente, verificar el estado del sello, asegurarse de que haya un espacio entre la nevera y la pared, descongelar, lavar y secar periódicamente el electrodoméstico.

Televisor

El televisor es una parte indispensable de los electrodomésticos en todos los hogares. A menudo, los propietarios instalan uno para cada habitación. Los dispositivos pueden ser de varios tipos: modelos con tubos de rayos catódicos, LED, LSD o televisores de plasma. El consumo de energía del dispositivo está influenciado por su tipo, tamaño de pantalla, color, brillo, balance de blancos y negros, tiempo de trabajo activo y la duración de la estancia en modo de suspensión. Según la tabla de consumo de electricidad de los electrodomésticos, el televisor utiliza un promedio de 0.1-0.3 kW.

La potencia de los tubos de rayos catódicos en la televisión es de 60-100 vatios por hora. En promedio, puede trabajar alrededor de 5 horas al día. El consumo mensual alcanza los 15 kW. Esa es la cantidad de electricidad que se gastará en el trabajo activo. El televisor también consume 2-3 vatios por hora en modo de espera cuando está enchufado. El consumo total de energía puede ser de 16.5-17.5 kW por mes.

El consumo de energía de los modelos LED o LSD depende directamente del tamaño de la pantalla. Por ejemplo, un televisor LSD de 32 pulgadas consumirá 45-55 vatios por hora durante el funcionamiento y 1 vatio en modo de espera. El consumo total de electricidad por mes es de 6.7-9 kW. Los modelos LED consumen en promedio 35-40% menos electricidad. En modo activo, un televisor de 42 pulgadas utiliza 80-100 vatios, en modo inactivo – 0,3 vatios. El consumo total por mes será de 15-20 kW.

Los televisores de plasma tienen una buena reproducción del color. La potencia del televisor en kW es de 0.15-0.19 en modo activo y 120 W / día en modo inactivo. El consumo total para el mes puede ser de 30-35 kW.

Para ahorrar energía con tu televisor, debes desconectar el enchufe, ajustar el brillo correctamente según la hora del día y configurar el temporizador para el apagado automático.

Lavadora

El cálculo de cuántos vatios gasta una lavadora en un ciclo de lavado se deriva del cálculo de su marca, modelo y características técnicas. La energía se gasta en el funcionamiento del motor eléctrico, que puede estar en el rango de 400-800 W: los elementos calefactores unos 2 kW, bomba para drenar agua unos 40 W, y el sistema de control en modo de espera entre 3-10 W. Este indicador depende directamente del consumo de energía.

El modo de lavado también afecta el consumo general. Cuanto menor sea la temperatura del agua, el tiempo de funcionamiento del dispositivo y el número de revoluciones, menos energía consumirá la máquina. Las lavadoras tienen una clase de eficiencia energética que determina la cantidad de electricidad requerida:

  1. clase A + – consumo de energía 0,17 kW * h;
  2. clase A – 0.17-0.19 kWh;
  3. clase B – 0.19-0.23 kWh;
  4. clase C – 0.23-0.27 kWh;
  5. clase D – 0.27-0.31 kWh;
  6. clase E – 0.31-0.35 kWh;
  7. clase F – 0.35-0.39 kWh;
  8. clase G – más de 0,39 kWh.

Según la clase, el modelo, el modo, la carga y la temperatura del agua, la lavadora consume 300-1600 W / h durante un ciclo de lavado.

Para reducir la cantidad de electricidad consumida con la lavadora, es necesario elegir el modo óptimo, que depende del grado de contaminación de la ropa y su composición. Una parte significativa de la electricidad se destina a calentar agua y girar el tambor. La máquina debe estar completamente cargada, ya que los dispositivos no pueden determinar la relación entre la cantidad de ropa y el valor del consumo de electricidad por ciclo. La máquina debe limpiarse al menos una vez cada seis meses con agentes de limpieza especiales.

Placa de cocina y horno

Las placas de cocina son muy populares entre los consumidores. La cantidad de electricidad consumida por el aparato está influenciada por el tipo de placa, que puede ser por inducción o calentamiento, el diámetro del quemador y el funcionamiento del dispositivo.

¡Nota! Una placa de inducción consume menos electricidad que una eléctrica.

La potencia de los electrodomésticos depende directamente del número de quemadores y su diámetro, que puede ser de 14,5; 18 y 20 cm. En consecuencia, el consumo de energía es 1; 1,5 y 2 kW.

La potencia del horno corresponde a 1.8-4 kW. El consumo mínimo de energía por zona de cocción es de 1 kW. La potencia máxima de la placa eléctrica se calcula teniendo en cuenta el número de quemadores que funcionan simultáneamente, el modo de funcionamiento del horno.

Para ahorrar energía al usar una placa de cocina eléctrica, debes seguir algunas recomendaciones:

  • Es necesario elegir el diámetro correcto de la caldera para un quemador específico;
  • Es mejor usar ollas y sartenes con un fondo plano;
  • Para ahorrar pérdida de calor, cubre la olla con una tapa.

Caldera eléctrica

Las calderas eléctricas se instalan en los hogares para calentar el ambiente y calentar el agua. Pero detrás de la simplicidad del diseño y la facilidad de uso, hay un gran consumo de electricidad. Los modelos de calderas eléctricas difieren en potencia, diseño, número de circuitos y método de calentamiento del refrigerante (elemento calefactor, electrodo o calentamiento por inducción). Las calderas de doble circuito se utilizan para calefacción y calentamiento de agua. Los modelos de calderas son más económicos que los que fluyen.

La elección de la caldera se lleva a cabo sobre la base de la potencia requerida que debe tener para proporcionar calefacción a las instalaciones de un área en particular. Al calcular, debe tenerse en cuenta que kW es la potencia mínima requerida para calentar 10 metros cuadrados de área de habitación. Además, se tienen en cuenta las condiciones climáticas, la presencia de aislamiento adicional, el estado de puertas, ventanas, pisos y la presencia de grietas en ellos, es decir, la conductividad térmica de las paredes.

Para determinar el consumo total de electricidad por día, es necesario multiplicar el número de horas por la potencia del dispositivo.

Para reducir el consumo de energía de la caldera, se debe instalar un medidor bifásico, según el cual el cálculo de la electricidad por la noche se realiza a una tarifa reducida. También ahorra el uso de una unidad de control automático para aparatos eléctricos, que controla el funcionamiento del dispositivo en función de la hora del día.

Aire acondicionado

El consumo de electricidad del aire acondicionado depende directamente del modo de operación. El dispositivo convierte la temperatura con una bomba de calor, cuyo funcionamiento se garantiza bombeando el refrigerante, el freón del compresor y cambiando la presión en el cableado. Dependiendo del modo de operación (enfriamiento o calefacción), el portador de calor pasa de forma líquida a gaseosa en la unidad exterior o interior.

El dispositivo entra en modo de espera después de alcanzar la temperatura establecida. Cuando va más allá de los estándares establecidos, el aire acondicionado se enciende de nuevo. El sistema dividido funciona regularmente sin consumir electricidad en modo de espera. La mayor parte de la energía se utiliza para accionar el compresor y luego el ventilador.

El aire acondicionado se selecciona en función de la salida de calor, que se calcula en unidades térmicas. Convertidos a kilovatios, se obtienen los siguientes valores:

  1. 2 kW;
  2. 2,5 kW;
  3. 3,5 kW;
  4. 5 kW.

¡Consejo útil! Para elegir un aparato de aire acondicionado, debes dividir el área de la habitación por 10.

La salida de calor no debe confundirse con la energía eléctrica. Para calcular el consumo de electricidad por hora, la capacidad de refrigeración debe dividirse por 3. Como sugiere la tabla anterior de consumo de energía de los electrodomésticos, los acondicionadores de aire consumen 0.7-1.3 kW por hora de funcionamiento activo, que depende del tipo de compresor.

Para ahorrar energía con tu aire acondicionado, es conveniente programar el tiempo para que sea el suficiente para refrigerar el ambiente. De igual manera, una temperatura de 25 ºC serán más que suficientes para refrescar la estancia en pleno verano.