Una inmobiliaria diferente

Autor   

Una inmobiliaria diferente

Smart-sell es una inmobiliaria diferente que ha sorprendido en el sector inmobiliario por sus características. Hablaremos de ellas ¿no?

Comisiones que son reducidas, fijas y con transparencia

La comisión es fija y bastante económica para cualquier vendedor, lo que es toda una ventaja. Ellos lo que hacen es informarte de como se puede vender una casa y de todo lo que harán por ti. Como no hay letra pequeña, no habrá confusiones.

Profesionales inmobiliarios

Pese a ser una opción low cost, realmente su servicio podríamos considerarlo premium, puesto que ellos ponen a trabajar para su clientela un equipo de profesionales que tiene el objetivo de vender la casa y hacerlo rápido. Se encargan ellos de todo lo necesario para que se lleve a cabo la venta.

Servicio de gran rentabilidad

Como decíamos, ellos como el vendedor, tienen la intención de vender la casa cuanto antes mejor y si es a un precio mayor, pues todos beneficiados. En este sentido, ellos ofrecen una comisión razonable por los servicios que realizan.

¿Cómo elegir inmobiliaria?

En el caso de que se quiera comprar, vender o alquilar, si recurrimos a un profesional del sector inmobiliario, vas a poder ahorrar gran tiempo y recursos económicos. Conviene no fallar cuando elegimos inmobiliaria, por lo que pensamos que puede ser útil profundizar en este aspecto.

  • Busca información sobre la agencia a la que quieras entregar el piso: no está de más realizar una investigación sobre la mima y el grado de compromiso que tienen con sus clientes.
  • Asesorados por profesionales: muchas veces lo que hacemos es apoyarnos en nuestros amigos y familiares al querer conseguir un precio más barato. Nosotros lo que pensamos es que es mejor optar por unos expertos, pues ellos al final son más conocedores del sector.
  • Recabar información sobre como se va a publicitar la casa: la mejor inmobiliaria es la que cuenta con un mejor plan de marketing. Además de publicitarse en los principales portales en la red, también es bueno contar con grandes bases de datos de clientes potenciales.
  • Mejor que saque partido de los adelantos tecnológicos: ahora hay muchas más herramientas de marketing, fotos, vídeos, etc. Esto también es útil y conviene apostar por una inmobiliaria que las utilice de verdad.
  • Solicitud de informaciones reales: debemos hablar con la inmobiliaria como si estuviésemos en una entrevista laboral. Deberán tener conocimientos sobre el mercado y de valoración de inmuebles. Se puede pedir información sobre las ventas que se hayan hecho y la antigüedad de la inmobiliaria en esa zona.
  • Hay que estar atento: lo mejor es prestar atención y optar por la que tenga unos honorarios justos y saber los totales. Debemos comprender que un buen profesional también tiene unos gastos para poder vender nuestra casa.

Más factores

Hay que tener precaución con los que quieran valorar la vivienda por encima del precio del mercado o los que deseen hacerlo al contrario, por debajo. Conviene no elegir a la inmobiliaria que prometa vender la propiedad por precio por encima del mercado, mejor que sea realista y confíe siempre en la honestidad, es el mejor camino.

La capacidad para mediar es algo importante y cuando te reúnas con el agente de la inmobiliaria, hay que ver la empatía que mantiene, ya que este va a ser el profesional que tendrá que conseguir que tú llegue a un acuerdo con la persona compradora.

La operación debe ser transparente al máximo. Hay que poner como condición el poder estar presente cuando se negocie el precio con el comprador, nada de ofertas de compra. El agente de la inmobiliaria es el que tiene que buscar al comprador que vaya a interesarse por la vivienda y tú con el comprador de forma directa, además del asesoramiento del agente inmobiliario, tendréis que llegar a un acuerdo.

Hay casos donde pertenecer a una franquicia puede proporcionar algunas garantías interesante, máxima cuando sean de centrales de franquicia que aguantaron la crisis inmobiliaria que se produjo hace poco años, pues tienen buena preparación, un buen sistema de marketing y posibilidades de llegar a mucho público.

Como puedes ver, son muchos los factores que entran en juego cuando se quiere optar por una buena inmobiliaria. Evidentemente cada inmobiliaria es un mundo y hay que optar por la que más nos convenga.